Páginas vistas en total

viernes, 10 de febrero de 2012

Como un primer rayo de Sol.

Como cada día,la mañana transcurría ajetreada. Caminé hacia el balcón para recibir los primeros rayos de Sol en este nuevo día,respirar aquel aire frío de una mañana invernal. No pude evitar fijarme en aquellas personas quienes caminaban por las aceras,eran las siete y media de la mañana y comenzaba su rutinaria vida sometida a un gran estrés.
A pesar de ello, y con la mente sedienta de ideas y angustias,salí de mi habitación y descendí por las escaleras con rumbo a la cocina. Allí,bebí pequeños sorbos de agua y me senté en una silla con la mirada clavada en el suelo y mi mente allá en un mundo paralelo.
Mientras en mi mundo caminaba,pensé en por qué buscamos con ansia la gran felicidad si no sabes apreciar las pequeñas alegrías...
Entonces regresé,subí las escaleras con paso lento y volví frente a la ventana,a ver el tiempo pasar. a veces pienso que me tomo la vida con demasiada tranquilidad. Pero mientras la calma parece reinar en mi interior,mi cabeza se encarga de contradecir lo que mis sentimientos le muestran a conocer. Tal vez, mi cuerpo y mente no estén muy compenetrados,quizás sean polos opuestos que han de convivir el uno junto al otro sin más.
Así pues decidí salir y, una vez más , ser la diferente en todo esto.
Todas las personas caminaban con un ritmo ligero,sin embargo,mi ritmo era con la misma tranquilidad de siempre.
La duda me corroía, así que decidí preguntar a alguna alma caritativa que se dignase a dedicar unos minutos de su valioso tiempo en escucharme y conversar.
Una,dos,tres,cuatro,cinco,seis,siete, y hasta ocho veces lo intenté;mas mi esfuerzo resultó en vano.
Me sorprendió la reacción de todas las personas... Era algo tal que así . " Lo siento, tengo prisa." " No puedo atenderte." Y similares.
Pero hubo una que,más que sorprenderme, me dejó helada. " No tengo tiempo para tus chiquilladas,pequeña. Vete a casa y estudia o haz algo de provecho por la humanidad. " ¿Es que acaso aquella persona estaba salvando el mundo de una terrible catástrofe? ¡Horrores!...
Aquella respuesta me hizo sentir mal,así que decidí volver a casa.
Cuando llegué,fui directa a mi dormitorio,me tumbé en la cama y me dispuse a dormir.
Dormir es método de descanso necesario para todo ser vivo;mas siempre ha sido para mi, una manera de aislarte del mundo y refugiarte en un universo paralelo o en tus pensamientos donde nada ni nadie te hará daño. Y luego la sensación de bienestar cuando despiertas es indescriptible. Mi récord fue dormir durante veinticuatro horas y media,fue el día más calmado de mi vida.
Muchos dicen que aquello de dormir mucho o quizá demasiado, es una forma de desaprovechar tiempo y vida,mas a veces es mejor dormir que ver lo que sucede en el exterior.
En mi opinión,levantarse y recibir los primeros rayos de sol es mejor que descubrir que el mundo sigue igual o inclusive peor que ayer.
Pese a lo dicho anteriormente,merece la pena vivir por ver a personas sonreír. Por descubrir la magia del vivir.
¿Vida? Sólo hay una,no la desperdicien y disfruten del vivir :).
Hakuna Matata :).

No hay comentarios:

Publicar un comentario